Buscar...

Educación Doctoral en Enfermería

Por Rafael Pineda-Perdomo | 23 de Enero de 2011

BOGOTÁ, Colombia. La educación en enfermería ha sido una constante preocupación. Actualmente mediante la educación profesional moderna se busca (además del desarrollo de capital humano), producir, adaptar, comercializar y usar el conocimiento como elemento crucial para lograr un crecimiento económico sostenido y mejorar los estándares de vida de la población. Ante la complejidad de los desafíos mundiales, la educación superior tiene la responsabilidad de hacer avanzar nuestra comprensión acerca de los problemas y sus dimensiones sociales, económicas, científicas y culturales, así como nuestra capacidad de hacerles frente.

A finales del año anterior un estudio realizado por Robles, L; Díaz, L; Mejía, M. y López, L. (2010) titulado “Panorama de la formación doctoral en enfermería” publicado en Av enferm, describe el panorama de los programas de doctorado en enfermería a nivel mundial, regional y local. Según los autores existen 386 programas reportados hasta el primer semestre de 2009, los cuales pueden ser consultados en la Red Internacional para la Educación Doctoral de Enfermería (INDEN). La concentración de programas de doctorado se encuentran en países como Estados Unidos, Reino Unido y Australia. Según INDEN, América cuenta con 180 (47%), subdividida en América del Norte con 156 (41%) y Latinoamérica con 24 (6%), Europa 120 (31%), Asia 44 (11%), Oceanía 22 (6%) y África 20 (5%). Lo anterior muestra diferencias entre la formación doctoral a nivel mundial y regional, sin embargo un aspecto positivo es el crecimiento de programas en Europa, Asia y Latinoamérica, lo cual es positivo para el desarrollo de la disciplina.


http://www.ideasenfermeria.org/2011/01/educacion-doctorado-enfermeria.html
Localización geográfica de los programas de doctorado en Enfermería en Latinoamérica Imagen: Tomada del artículo.

Para la enfermería latinoamericana es una prioridad generar y validar conocimiento propio de la región. Por ello se espera que los profesionales que logran educarse a nivel doctoral realicen investigaciones con rigor, asegurando resultados válidos y confiables, capaces de hacer nuevas lecturas de las realidades y generar un impacto social apreciable desde los ámbitos local, regional y global.

En América Latina los países con mayor número de programas de doctorado son Brasil con más de 15 programas acreditados, varios de ellos con más de 20 años de experiencia, seguido por México. El bajo porcentaje de programas en regiones como África y Latinoamérica responde a una situación en la que intervienen varios factores, pero fundamentalmente (sin desconocer otros) refleja la inversión económica que estos gobiernos realizan a la educación y desarrollo de la investigación, impactando el número de grupos de investigación acreditados y número de publicaciones en revistas indexadas. La inversión económica realizada por los gobiernos (en porcentaje del Producto Interno Bruto -PIB-) se relaciona directamente con el desarrollo de programas de formación doctoral. Según la UNESCO para el 2007 Estados Unidos aportó el 2,7 % del PIB, Reino Unido destinó 1,8%, Australia utilizó el 2,1%, y Brasil el 1,0% mientras que en países como Colombia o Argentina la inversión en investigación ciencia y tecnología no superaba el 0,5% del PIB.

Un aspecto interesante es el esfuerzo que se viene haciendo para rescatar el conocimiento producido por las enfermeras que publican en español y portugués. Actualmente la base de datos de la Fundación Index Cuiden, reporta la indexación de 455 revistas. Esta base de datos proporciona información sobre “indicadores de impacto, repercusión, actividad, y consumo de información de revistas sobre cuidados de la salud en el espacio iberoamericano”. IdE

No hay comentarios.:

Publicar un comentario